Víctimas de Pol Pot en los Campos de la Muerte de Camboya. Los genocidios son reflejo de la maldad del hombre, pero no habrían sido posibles sin la colaboración o el silencio de "los buenos".

http://davidjimenezblog.com/wp-content/uploads/2011/09/cabecera1-1.jpg